Cuando se compra un auto que está radicado en un municipio distinto al que reside el comprador, es necesario realizar la baja ante el municipio anterior y el alta en el municipio donde residimos. Generalmente la gente que compra un vehículo municipalizado, hace la transferencia, y como los registros no tienen convenio, no piden que estén al día los autos con el pago de la patente.

Desde los modelos 2001 en adelante, existe un convenio de pago de patentes con ARBA, entidad provincial.  La deuda de patentes ahora está centralizada: si existe una deuda, el registro del automotor te la cobra cuando transferís, sino no se puede completar la transferencia. En cambio, los vehículos más viejos (del 2001 para atrás) deben abonar su patente en la municipalidad donde están radicados, y como los registros no solicitan la deuda, entregan la documentación sin más, y así uno piensa que como hizo la transferencia está al día con las patentes y luego se encuentran con que el auto debe patentes.

Para evitar problemas, hay que averiguar en la municipalidad donde el vehículo está radicado si tiene deuda de patentes y si está registrado. A veces sucede que uno se entera que el auto tiene deudas cuando lo roban y la compañía de seguro pide que se realice la baja de patente por robo en el municipio donde está radicado, además de la baja en el registro (imprescindible para que te paguen).

Para evitar dolores de cabeza, Trascender averigua por vos si el auto tiene deuda o se deben bajas en otras jurisdicciones. También nos  encargamos del trámite de hacer la baja en un municipio y el alta en otro. Consultá todos los trámites que podemos hacer por vos.